Rosita Fornés, como un avión con piscina (cubanet.org)
En medio de la desfachatez y la miseria cubana, siguió exhibiendo su glamour, y cantó, y bailó, y actuó, y sobre todo, respetó